Ante el circo y el plomo, la Cali Resistencia continúa aletosa, firme y organizada. Música, asambleas populares, literatura, talleres, cantos y dignidad se mantienen vivas en los ahora puntos de juntanza y organización barrial.

Horas antes antes del diálogo entre el Comité del Paro Nacional y el Estado Colombiano, que de hecho este día (11 de mayo) se negó a reconocer la responsabilidad del ESMAD y de policías vestidos de civil en los asesinatos de jovenes y ataques con fuerza desmedida a manifestantes, así como en la desaparición forzada de centenas de personas desde el 28 de Abril pasado, las voces de las juntanzas de Cali y otras ciudades de Colombia, además de ser por demás claras y firmes,  van es ya pa’lante: “el punto más importante para una negociación: ¿quién le va a responder a la madre que quedó con la esperanza de que su hijo volviera a la noche y no volvió?(…) Bastante duro resistir todos estos días pero listo. Nosotros no tenemos armas pero tenemos aguante y resistencia. Eso vale más que muchas cosas, vos sabés. Siempre hasta el final, Cali“.

[embedded content]

[embedded content]