México a 6 de abril del 2020

Desde hace mucho tiempo el Estado-Capital ha visto en la organización del estudiantado popular un peligro inminente contra su reproducción, ya que son parte de la memoria histórica de cada uno de nosotros las jornadas de lucha del 68-71, 87, 99 y el actual capitulo que se está gestando en esta historia.

Es así como reconocemos y apoyamos la lucha que empezaron las compañeras organizadas que han protagonizado desde finales del año pasado en cada Escuela Pública alrededor de México. Ellas están aportando y nutriendo la crítica social hacia la misma hegemonía que hemos combatido durante años, dando a conocer a través de tendederos de denuncia, huelgas y acción directa la violencia de género sistemática que sufren las mujeres en cada entorno de su vida.

En la UNAM estas expresiones han crecido hasta el punto que se mantienen escuelas tomadas desde hace más de 4 meses derivado de la nula respuesta a sus denuncias, a través de asambleas para tratar temas de género como el acoso, la violencia y la falta histórica de capacidad por parte de las autoridades para atender pliegos petitorios estudiantiles.

Desgraciadamente somos testigos de este capítulo en la historia sobre como la lucha de los estudiantes y de las mujeres se vuelve a teñir con sangre y violencia pues la madrugada de este 5 de abril de 2020 un grupo de personas con corte paramilitar irrumpió en las instalaciones de la Facultad de Estudios Superiores (FES) Acatlán con la única finalidad de amedrentar a lxs compañerxs organizadxs que se encontraban dentro en sus Espacios de organización resistiendo, para evitar que estos fueran arrebatados por la autoridad, así como también que las actividades académicas se retomaran para olvidar en la cotidianeidad las exigencias de las mujeres estudiantes. Este grupo paramilitar usó todo aquello que el proletariado en lucha conoce a la perfección porque lo han usado en su contra más de una vez: armas de contusión, armas de fuego, insultos, vejaciones y humillaciones.

Entre las agresiones que vivieron nuestrxs camaradas, están la sexual hacia una compañera a la cual exhibieron humillándola, golpearon hasta la inconciencia a dos compañeros más, amenazaron de muerte apuntándoles a la cabeza, les dispararon a los pies para aterrorizarlos, los golpearon con tubos y bates e intentaron quemar todo un edificio con ellos dentro.

Las autoridades de la UNAM y la FES Acatlán, las mafias del comercio y narcomenudeo involucrados en este ataque son conocidos por los cientos de actos de abuso por parte de los cuerpos policiales a su servicio, por mandar porros, paramilitares y esquiroles a romper cualquier ejercicio de organización. Quizá sean poco conocidos estos actores para la comunidad más nueva en las Escuelas de Educación Superior, pero son bien conocidos por nosotrxs que hemos sobrevivido y curado heridas más de una vez.

Sabemos lo que son capaces de hacer, pero ustedes no saben de lo que ahora somos capaces nosotrxs.

Por esto, es que a través del tiempo hemos aprendido también a atacar, sabemos cómo causarles verdadero miedo; nos organizamos, nos reconocemos más allá del estudiante. Han aplastado a las mismas personas durante años y son esas mismas las que ahora claman venganza.

No exigiremos su maldita justicia insuficiente para todxs, no pediremos sus malditas campañas para “no olvidar” lo detestables y nauseabundos que han sido, no exigiremos más seguridad para su vigilancia y castigo, vamos por lo único que tiene cabida hoy y siempre, vamos por venganza.

Ni en sus torres de concreto, sus cuarteles, supermercados, ni siquiera en sus hogares van a estar seguros, no hay pared tan gruesa que logre aislarlos del sonido de la voz desgarrada que viene gritando desde los confines del arrabal: VAMOS POR USTEDES Y VAN A CAER.

Golpe por golpe, vejación por vejación, ojo por ojo.

Ni ustedes, ni las balas, ni el tiempo y el silencio forzado nos han detenido

¿Qué les hace creer que una cuarentena va a evitar que ardan?

¡Larga vida a la marea negra!

Muerte al Capital-Estado-Patriarcado y a sus malditos secuaces.

¡Contra el Estado y la Mercancía por el Comunismo y la Anarquía!

Atte.

Proletarios Combatientes, Salvajes, Anarquistas, Rabiosos

Colectivo Rebeldía Resistencia y Libertad – CRRL

Colectividad Gaia

Unión de Estudiantes Disidentes – UED

Ultra Rebelde y Combatiente – UAM I

Ultra Rebelde y Combatiente – CB2

Colectivo la tortuga y el tlacuache

Colectivo Estudiantil Autónomo y Rebelde Tecamachalco – CEART

Colectivo Autogestivo Insurrecto – COAGI

Colectiva Radicalízate IPN

Colectiva Feminista de Economía IPN

Difusión Comunista Anárquica

Brigada Anti-Cultural del Sur

Asamblea Autónoma de la Licenciatura en Educación Indígena

Célula Incendiaria UNAM

Colectiva Libre Autónoma Metropolitana – CLAM

Colectiva Ácrata Feminista – CAF

Comité de Apoyo Estudiantil de V8 – COAE

Colectiva Libertaria Estudiantil Autónoma en Resistencia – CLEAR

Asamblea de Lucha Estudiantil de ESCOM- ALEE

Comunidad Organizada de la ENCB

Colectivo Estudiantil Herekore – CEH – FES Iztacala

Comité Estudiantil Colegio de Bachilleres

Editorial el Hijo de la Higuera

Morras Organizadas Bacho 2 – MO-CB2

Colectivo Anarquista de Defensa Estudiantil – CADE

Federación Local de Estudiantes CCH Azcapotzalco – FLECCHA

Red de Estudios Anarquistas Emma Goldman – READEG

Colectiva Botones de Jacaranda

Colectiva La Rabia

La puesta: Mercadita Feminista Autogestiva

Bloque Negro

Los Trollingstones

Colectiva Rompe la Regla

Espacio de construcción Cotanik

Colectiva Manahuia

Mujeres por ESIME Azcapo

Mujeres Organizadas de ESIA Ticomán

Latinoamerica Resiste Comida Vegaa FFY